Otras Felices Navidades comiéndonos a nuestros hermanos (sic)

Me gusta decir que sólo soy fanático de no ser fanático, pero me temo que es algo que tendría que o moderar, o bien dejar de decirlo.

cerdito rosado y sano, antes de pasar a formar parte de nuestra dieta y "cultura gastronómica"

Corre, corre!

Hay algo que no comprendo: Muchas personas tratan de ser buenas personas, de alguna forma ven que hay algo “adecuado” o “conveniente” en ser buena persona. Ser amable, estar disponible, hacer un favor cuando esta a tu alcance, ayudar de alguna manera, tener una conciencia elevada y prestarse a los que necesitan. Todo el mundo ha tenido un día malo o una mala vida (en esta o en otra) y, bueno, ayudar es una forma egoísta de acercarse a obtener la ayuda cuando uno sea el que la necesite.

La mayoría de personas instruidas considera que la educación y la instrucción son algo que continúa durante toda la vida. La educación consiste en refinarse, no en adquirir modales absurdamente amanerados, si no, en prestar atención a lo que hacemos y mejorarlo. En aprender y mantenerse alerta respecto a qué cosas vale la pena aprender e invertir tiempo en mejorar lo que somos.

Sin embargo dentro de la configuración de la mayoría de las personas, todas esas cosas son aplicables a aquellos con los que se relacionan, pero no con otro enorme conjunto de seres que sufre nuestra existencia.

Por ejemplo, muchas buenas personas (y otras no tanto, ni buenas, ni personas), tienen esclavizado un animal de compañia (qué eufemismo), y lo tratan con ciertas deferencias: le alimentan, lo curan cuando hace falta, lo estimulan mental y emocionalmente, y consiguen humanizarlos hasta el punto de quererlos (qué verbo) o echarlos de menos cuando muere o se pierde. Pero sin embargo no tienen ningún reparo en comerse a otros animales que no son de su compañia. Vacas, cerdos, ovejas, atunes, calamares, pulpos, rodaballos, gambas, angulas, y un sin fin de animales tienen sus propios motivos para existir. Y mientras la cultura humana inventa grandes trolas con las que se hace pajas mentales como los derechos humanos universales, el derecho a una infancia feliz, la no exclavitud, la no dependencia d ela mujer al hombre, la independencia de los negros, etc.

Nadie dice ni mú respecto a los derechos universales de los animales a tener su propia vida. Y si bien se gastan millones en la protección de ciertas especies amenazadas de extinción, no ponemos ni un reparo en celbrar el día que Dios nació en un hombre, asando y comiendo a los hijos de Dios, las otras tiernas criaturas.

Esta claro, nadie quiere hacerse vegetariano por que el sabor, por la costumbre, por mantener la cultura, por lo aminoácidos esenciales, por la vitamina B12, por la vitamina D, por la desnutrición. Chachara. No quieren dejar sus costumbres. No quieren evolucionar.

A menudo me preguntaba qué comerían en el Raibow Warrior (el barco de Green Peace) mientras maniobraban entre las ballenas y los balleneros japoneses y noruegos: bocatas de lomo, sopa de rabo de buey, en fin, prefiero no saberlo.

Una de las cualidades de la mente es la travestir las cosas dotándolas de características auto atribuidas por la mente. Son autojustificaciones.

Hasta que la humanidad en su mayoría no se haga vegetariana (por la fuerza o por elección), no estaremos libres del ajuste kármico. Si matamos y comemos otros seres, seremos matados y comidos, está claro. ¿Dónde empieza el sentido común? ¿Cuándo tanta cháchara espiritual ha sido tan banal, como cuando llega la hora de la comida y los sanadores “transmutan” su filete con la llama violeta? ¿Porqué no aceptamos que hemos de transmutarnos a nosotros en primer lugar? ¿Porqué insistimos en mantenernos confinados en nuestras mentes diminutas e ignorantes? Así no dejaremos de estar confinados en un Planeta, que siendo un paraíso estamos convirtiendo en una cárcel de tortura, para vuestras próximas comidas y para vosotros mismos.

Para evolucionar, hay que cambiar, reconocer lo verdadero y honrarlo y dejar atrás lo superfluo y que nos lastra. Deja de comer carne. Y quien dice carne dice pollo y pescado, marisco y todo lo demás. Aprende a dominar tus sentidos o deja de hacerte pajas mentales sobre que eres una persona autocontrolada y consciente.

Y por lo tanto deberías ser capaz de reconocer al Dios o la energía vital que anima todo en la existencia, incluido en lo queha sido hasta ahora tu comida.

Por supuesto que las lechugas también tienen su propio plan vital, pero entre comer una lechuga y un cochinillo (que se ha comido veinte lechugas para crecer) y una lechuga, hay diferencia. ¿O no?

Un abrazo.

Feliz Navidad, el las fechas en las que se celebra (en medio mundo) que Dios eligió encarnarse en cada ser vivo, en cada roca, en cada molécula y crear todo este circo.

Sat Nam

Anuncios
Acerca de

No hay mucho que decir de cierta importancia sobre mi. Soy Sikh, profesor de Kundalini Yoga, también formador de profesores de K.Y. y doy algunas clases de K.Y. He sido programador de páginas web con resultados dispares. También he sido profesor de programación y diseño elemental de páginas web con HTML, JavaScript y PHP. Afortunadamente colaboro con una academia de renombre en el aspecto técnológico: CICE, donde doy cursos basados sobretodo en tecnología web: PHP, Javascript, HTML, CSS, Ajax. Así como MySQL http://www.ciceonline.com Siempre relacionado con tecnologías de código abierto. Ahora estoy volcado en un proyecto de comunidad yóguica en el campo, en Guadalajara. Well there is not more important to say about Devta except that it's me! I am a Kundalini Yoga Teacher, spanish, fallero, and I had being a computer programmer, oriented to PHP and Web Pages and Web Applications. Fortunatly I work in CICE, a technology and computer academy, in Madrid. http://www.ciceonline.com. There I teach PHP, Javascript, HTML, CSS, AJAX and other web related techonolgy, and MySQL. Always related open source technology and code. Now I teach K.Y. classes and teachers training courses. More and more I am working to build up a little yoguic community in the country, in Guadalajara, near Madrid (Spain).

Publicado en Uncategorized
One comment on “Otras Felices Navidades comiéndonos a nuestros hermanos (sic)
  1. Nico dice:

    Qué triste realidad, qué razón tienes, Devta.

    Personalmente creo que el origen de esta incongruencia (personas que acarician al perro pero deguellan al cerdo) está en la falta de consciencia. Las “buenas personas”, como dices, aquellas que intentan ser bondadosas, éticas y demás, pero no han dado el paso hacia una dieta vegetariana, no saben de dónde viene su comida, o mejor dicho, no lo quieren saber. Vivir en la fantasía de que la carne nace en bonitas bandejas de plástico en el supermercado es más fácil que enfrentarse con la cruda realidad: no existe ningún argumento coherente que justifique comer carne (y pescado, por supuesto). Ninguno. Todo son pajas mentales, como bien dices.

    Hace poco leí en un libro de un cocinero muy de moda (Chakall) algo que llevaba tiempo sin escuchar: todas las personas que comen carne deberían matar al animal del que viene su comida al menos una vez en la vida. Esto les pondría los pies en el suelo y les haría olvidar tanta fantasía y tanta paja mental. Esto les traería consciencia del sufrimiento implícito que existe en la carne y el pescado, y sin duda aumentaría considerablemente el número de vegetarianos en todo el mundo.

    Gracias por el blog, tus reflexiones son siempre interesantísimas (y útiles) y más en este caso en el que nunca son suficientes las veces que se denuncia esta barbaridad que es comer carne y pescado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: